viernes, 8 de octubre de 2010

El odio nace del querer demasiado a alguien.

No hay comentarios:

Publicar un comentario